Comodidad. Por lo general, los autobuses de hoy tienen más espacio entre asientos que, incluso, los aviones. Es decir, el viaje no será incómodo para el pasajero.

 

Horarios. Las salidas o corridas de autobuses son más frecuentes y esa es una gran ventaja porque siempre hay facilidad para viajar y en distintos horarios.

 

Compras sencillas. A menos que sea temporada alta, prácticamente todo el año puedes comprar boletos de autobús al momento. Además, los precios no se acrecientan en período vacacional.

 

Tranquilidad. Cuando viajar en autobús es tal la tranquilidad que puedes aprovechar el paisaje y el tiempo para meditar, pensar cosas o escribir.

 

Equipaje. Los autobuses tienen gran capacidad de equipaje que, no importa cuántas cosas lleves tú o el resto de los pasajeros, todo cabrá sin ningún problema.

 

Dinero. Finalmente, otro punto importante de rentar un autobús o comprar boletos en líneas de pasajeros, también es una gran opción porque se ahorra gran cantidad de dinero.